— BILBAO 2020 —

El invierno es una de mis épocas preferidas para fotografiar. Sobre todo si la nieve hace acto de aparición.

La nieve es uno de los elementos más fotogénicos e inspiradores de la naturaleza. Por desgracia para los amantes de este tipo de fotografía, no vivimos en una zona donde tengamos muchísimos días de nieve al año, así que nos toca exprimir cada minuto de ella.

Por suerte, este año, y estando solo en Diciembre, ya hemos podido visitar un par de localizaciones cubiertas de nieve. 

Es una lástima que las restricciones de movilidad hayan limitado tanto a la gente al público en general a estas zonas pero yo reconozco que, para mí, estar con tan poquita gente es un pequeño lujo.

El paraíso de Opakua

Si el primer día me sirvió para desfogar esas ganas acumuladas, el segundo día en Opakua fue un auténtico paraíso. Sin nadie y rodeado de nieve virgen, pude disfrutar de uno de los mejores momentos del año como fotógrafo.

 
Mucha más nieve por llegar.

Como he puesto antes, aún es pronto para la temporada de nieves. Estamos entrando en los meses tradicionales y, para estas fiestas, parece que entra mucho frio. Si acompaña la precipitación podremos volver a disfrutar de estos inmensos parajes cerquita de casa. Ojala poderos traer muchas más imágenes como estas.

¿Y vosotros?

¿Os gusta la nieve? ¿Tenéis muchas fotos con manto blanco? ¡Os espero en los comentarios!

 
 — BILBAO 2020 —

¿Necesitas fotos
para tu web?

ESCRÍBEME